19 mar. 2014

Libertad

Hola a todos de nuevo. Perdonad por el retraso en hacer el resumen de la reunión que tuvimos de la segunda parte de Libertad, causas mayores me lo han impedido.
Este libro ha gustado a medias. Algunos compañeros no terminaron de leerlo porque, a pesar de estar bien escrito, cosa de la que nadie dudaba, el principio de la historia es rico en detalles y hechos de la vida de los protagonistas que, en ese momento, parecen intrascendentes y no es hasta el final que todo va encajando y se entiende porque el autor se recreaba tanto en darnos datos al inicio de la novela. De ello nos damos cuenta en los tres últimos capítulos, pero para llegar ahí hay que leerse cuatrocientas páginas, que en algunos momentos se hacen un poco cuesta arriba. Pero es entonces, cuando comprendemos que nada de lo que anteriormente nos ha explicado el autor es baladí.
Por otro lado, destacar que esta novela también nos resume los últimos treinta años de nuestra historia reciente, empezando por el conflicto judío-palestino-árabe, el racismo, los atentados del 11 de septiembre, la guerra de Afganistán, la corrupción de las Administraciones Públicas, el comienzo de la crisis en 2007, las hipotecas basuras y los desahucios de viviendas. Todos estos acontecimientos trascienden el nivel local de Estados Unidos para pasar a ser, en la actualidad, problemas globales. Un ejemplo es que la crisis empezó en Estados Unidos con la caída del Banco Lethmans Brothers y las hipotecas basura, pero que como una epidemia se contagió al resto de las demás economías mundiales.
También habla de un tema que, por motivo de la crisis económica mundial, ha pasado a un segundo plano en la actualidad: el ecologismo. Nuestro protagonista, desde el principio de la historia, ha sido un fiel defensor de la naturaleza. Sin embargo, para defenderla se asocia con empresas con intereses petrolíferos y gasistas y la cosa acaba bastante mal. Porque todos somos muy ecologistas hasta que vemos peligrar nuestra forma de vida o perdemos el trabajo. En esos momentos lo que nos importa es nuestro bienestar y nuestro futuro y no la supervivencia del tigre de Bengala. Primero comer y luego filosofar, ¿no?.
Ya, por último, hablamos de las relaciones que nuestros protagonistas establecen entre ellos. Walter, por celos retrospectivos, echa de casa a Patty y comienza una relación con su ayudante Lalitha, que se ve truncada por el fallecimiento de esta. Patty decide darle una oportunidad a Richard, pero se da cuenta que ha estado enamorada de un ideal toda su vida y que su verdadero amor ha sido y será Walter. Joey y Connie sellan su relación casándose. Aquí se destacó como Connie, aunque parece muy conformista y plenamente sumisa a los deseos de Joey, sabe como tejer la tela de araña alrededor de su amante hasta que este cae atrapado sin posibilidad de escapar. Se comentó la manera tan bella en como el autor describe la reconciliación entre Walter y Patty y el hecho de que al final de la historia la pareja se vaya a vivir a Nueva York, cerca de la familia de Patty. Es como si se cerrara el círculo: Patty se aleja de su familia porque piensa que es invisible para ellos, pero a causa de la muerte de su padre y del reparto de la herencia, tiene que hablar con cada uno de ellos y se da cuenta que no se había dado la oportunidad de conocerlos.
Como siempre disfrutamos de una merienda maravillosa. Esta vez el bizcocho de las monjas lo llevó Valme. Sin palabras estamos todavía o en dos palabaras: IM PRESIONANTE.
Por ultimo, dar la bienvenida a Isabel Andrades, nuestra ultima incorporación al club. Esperamos que tu experiencia sea tan buena como la nuestra.

Besitos para todos.

M.Carmen Casanova

No hay comentarios: